Portada » Partes de un Texto y su Estructura

Actualizado: 27/01/2024

Tiempo de lectura: 8 min.

Compartir en WhatsApp Compartir en Telegram Compartir por correo electrónico Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Partes de un Texto y su Estructura

Día a día nos vemos rodeados de textos. Desde el periódico de la mañana, las noticias en las redes y los textos académicos. Son muchas las situaciones que nos llevan, no solo a leer textos, sino también a escribirlos. Para este último caso, se vuelve fundamental conocer las partes de un texto y su estructura.

Recordemos que un texto es la unidad básica de la comunicación escrita y está compuesto por palabras de un idioma en específico. Claro está, para que un texto tenga sentido, es importante que cumpla con ciertas características. Además de adaptarse a las exigencias de cada tipo de texto. Por ello, hoy te ayudaremos a mejorar tu escritura y adaptarla a cada tipo de texto.

💡 Lectura interesante: Quieres saber como se puede hacer un reporte de lectura online. Ver aquí

Partes de un texto

Por norma general, todos los tipos de textos deben contar con tres partes fundamentales. Pero ¿Cuáles son las partes de un texto? Una introducción, un cuerpo y una conclusión.

  • En la introducción se presenta de forma breve lo que se va a tratar.
  • Dentro del cuerpo se halla toda la información o explicación al respecto de la temática del texto.
  • Y la conclusión es la parte final del texto con la cual se da cierre a todas las ideas.

No importa qué tipo de texto necesites desarrollar, si quieres que el mismo se entendible, debes seguir esta estructura. Algunos de los pocos textos que no la siguen son los de tipo literario. Ya que, por meros motivos artísticos, juegan con el orden del texto. Pero siempre que se trata de un texto académico o laboral debe de contar con estas tres partes.

Partes de un texto ejemplo

Aquí te dejo un ejemplo explicado de las partes que forman un texto:

Parte del TextoDescripciónEjemplo
TítuloEs el encabezado del texto que anticipa el tema o el contenido.La importancia de la biodiversidad
IntroducciónPresenta el tema y el propósito del texto, así como una breve idea de su estructura.En este artículo exploraremos la diversidad biológica de nuestro planeta y por qué es crucial protegerla.
DesarrolloContiene la información principal y los argumentos del texto, dividido en párrafos.La biodiversidad se refiere a la amplia variedad de formas de vida en la Tierra, incluyendo las especies, los ecosistemas y las diferencias genéticas dentro de las especies…
ConclusiónResume las ideas principales y ofrece una reflexión final o una llamada a la acción.La protección de la biodiversidad no es solo una cuestión ambiental, sino también una necesidad para nuestra supervivencia y bienestar.
BibliografíaLista de fuentes y referencias utilizadas para escribir el texto.González, A. (2020). Biodiversidad: El tejido vivo del planeta. Editorial Verde.

Esta tabla contiene las partes principales de un texto y proporciona una breve descripción de cada una de ellas, junto con un ejemplo para ilustrar cómo podrían aparecer en un texto real.

Estructura de un texto

Un texto es una unidad de lenguaje con significado completo que transmite mensajes de manera coherente y estructurada. La estructura de un texto es fundamental para su comprensión, ya que organiza las ideas y la información de manera lógica, permitiendo al lector seguir el hilo argumentativo o narrativo con claridad.

A continuación, se detallan los elementos que constituyen la estructura del texto y que son clave en la transmisión efectiva del mensaje.

  • Título: Es la denominación del texto. Debe ser claro, atractivo y reflejar el contenido general de lo que se va a desarrollar.
  • Introducción: Parte inicial donde se presenta el tema y se prepara al lector sobre lo que se va a tratar, estableciendo el propósito y el tono del texto.
  • Desarrollo: Es el cuerpo central del texto donde se exponen, analizan y discuten las ideas principales. Se organiza en párrafos que deben mantener una secuencia lógica y coherente.
  • Conclusión: Es la parte final donde se sintetizan las ideas principales y se ofrece un cierre al tema tratado. Puede incluir una invitación a la reflexión o una llamada a la acción.
  • Epílogo o cierre: En algunos textos, especialmente en los narrativos, se añade un epílogo que proporciona información adicional sobre el desenlace de la historia o el destino de los personajes.
  • Subtítulos: Son títulos secundarios que organizan el contenido dentro del desarrollo, facilitando la lectura y ayudando a destacar las partes del texto importantes.
  • Paratextos: Elementos como las ilustraciones, gráficos, notas al pie, citas y bibliografía que complementan y enriquecen la comprensión del texto principal.

Dicha estructura puede variar dependiendo del tipo de texto, pero existen elementos comunes que son esenciales para su conformación.

Características de los textos

Ahora bien, al igual que las partes, por norma general todo tipo de texto debe de contar con ciertas características específicas. Cumplir con estas características es lo que te permitirá asegurarte de que estás creando un texto de calidad y con sentido. Por lo tanto, siempre que vayas a escribir un texto asegúrate de que tenga estas características:

  • Cohesión: La cohesión es la característica que se encarga de asegurar que las ideas de un texto puedan comprenderse al leerse. Para que un texto esté bien cohesionado puedes utilizar todo tipo de elementos textuales, especial mecanismos de cohesión y signos de puntuación, para que la lectura de tu texto sea cómoda de realizar.
  • Coherencia: Por otro lado, la coherencia tiene que ver con el sentido de tu texto. Un texto es coherente cuando, luego de establecer su idea central, todo su desarrollo y la evolución de las ideas secundarias gira en torno a esa principal.
  • Adecuación: Finalmente, es importante que adecues tu texto siempre según el público que lo vaya a leer. Si es un mensaje entre amigos, puedes manejar un tono casual. Pero siempre que sea un texto académico o profesional deberá ser un texto que demuestre seriedad.

Partes de un texto para niños

Los textos son como un gran rompecabezas que los niños pueden aprender a armar poco a poco. Cada parte de un texto tiene su lugar y función especial, lo que ayuda a que la historia o la información se entienda mejor. Para que los más pequeños empiecen a explorar el mundo de las palabras, es importante conocer las partes básicas de un texto.

Primero, todo texto tiene un título, que es como el nombre que nos dice de qué va a tratar. Es como el rótulo que vemos en la puerta de una tienda, ¡nos da una pista de lo que encontraremos dentro!

Después del título, encontramos la introducción, una parte que nos prepara para lo que vamos a leer. Es como el aperitivo antes de un gran banquete; nos anticipa los sabores que vamos a disfrutar. En la introducción, el autor nos da pistas sobre el tema del texto y lo que podemos esperar de él.

Una vez que hemos pasado la introducción, llegamos al cuerpo del texto, que es donde está toda la información importante. Aquí es donde el autor desarrolla sus ideas y nos cuenta todo lo que quiere que sepamos. Esta parte puede tener varios párrafos, y cada uno es como un paso en una ruta de exploración. Dentro del cuerpo del texto, podemos encontrar:

  • Hechos o datos importantes.
  • Descripciones para ayudarnos a imaginar personas, lugares o cosas.
  • La secuencia de eventos si es que estamos leyendo una historia.
  • Explicaciones y ejemplos para entender mejor un tema.

Finalmente, todo texto tiene una conclusión. Es el momento de cerrar el círculo, donde el autor resume las ideas principales o nos da un mensaje final para llevarnos a casa. Es como el final de un viaje, donde recordamos todo lo que vimos y aprendimos.

Así que, niños y niñas, la próxima vez que abran un libro o lean un cuento, recuerden buscar estas partes del texto. ¡Será como un juego de detectives en el que tendrán que encontrar el título, la introducción, el cuerpo y la conclusión! Cada parte es un tesoro que los ayudará a comprender y disfrutar aún más de la lectura.

Tipos de textos y sus estructuras

Ahora bien, como te mencionamos a modo de introducción, cada texto que vayas a escribir deberá de adaptarse a su tipología. Hoy en día, existen diversos tipos de textos. Los cuales, si bien cuentan con sus partes del texto esenciales, tienen ciertos aspectos que los diferencian unos de otros.

  • Texto narrativo
  • Texto expositivo
  • Texto argumentativo
  • Texto descriptivo
  • Texto literario

A continuación les mostramos las características de cada uno de estos tipos de textos.

💡 Lectura interesante: Sigue leyendo ¿Qué es la Estructura de la Lectura?

Quieres saber cuáles son las características de cada uno de los textos

Por lo tanto, para ayudarte a estar preparado a redactar todo tipo de texto, hoy te hablaremos de los más recurrentes y sus partes. De ese modo, podrás conocer más información sobre cada uno de ellos.

Texto narrativo

Los textos narrativos son aquellos en los que se cuentan todo tipo de historias. En su mayoría, las novelas y cuentos son textos de tipo narrativos. Los mismos se caracterizan por contar con una estructura que logre que el lector se sumerja en la historia.

Texto expositivo

Este es un tipo de texto sumamente objetivo que no abarca espacio para opiniones personales. Los textos expositivos los puedes hallar en libros teóricos que están repletos de explicaciones de temas. Recurren mucho a terminología científica o especializada y sigue firmemente las partes de un texto.

Texto argumentativo

Como bien su nombre lo indica, se trata de un tipo de texto en el que se defiende un argumento. Para ello, siempre se deberá partir de una tesis principal. Además, esta clase de texto no suele tener una única conclusión, sino varias.

Texto descriptivo

El texto descriptivo es ideal para describir algo en concreto. Bien sea un servicio, objeto, sentimiento, etc. Suelen estar escritos en tercera personas y es mayormente utilizado en propagandas publicitarias.

Texto literario

Los textos literarios no suelen regirse por una estructura específica. Aunque siempre tienen un inicio y un final, el orden de los sucesos puede ser muy variado. Además, es un tipo de texto que está repleto de figuras retóricas y principalmente recurren a la ficción para el desarrollo de la historia a tratar en la obra.

Otros artículos recomendados para ti:

No encontraste la información que buscabas. ¡No te desanimes!

Deja un comentario

Autor de la Web

F. José autor de reportedelectura.org

F. José

Soy amante de la lectura y de los libros, me encanta leer y es mi afición favorita.

linkedind Saber más...